Cine

La mar, territorio de igualdad

En este apartado contamos con la participación desinteresada de Eduardo Araujo, periodista y director del programa Itsas Tantak de Onda Vasca, así como un gran conocedor del mar.

Queremos acercar historias y experiencias de personas que han estado o están vinculadas al mar y dar a conocer sus vivencias a través de una conferencia y/o de una proyección con un posterior coloquio entre los protagonistas y el público asistente.

La mar, territorio de igualdad imagen del cartel

Selma Huxley: descubriendo las huellas de los marinos vascos en Terranova

Selma Huxley: descubriendo las huellas de los marinos vascos en Terranova

Estos hallazgos documentales llevaron a la historiadora a crear su propio proyecto de investigación, a desarrollar en archivos vascos, españoles y franceses, para documentar  las casi desconocidas pesquerías vascas de bacalao y ballena en Canadá en los siglos XVI y XVII.  Para ello le era necesario aprender castellano, y con este fin, en 1969, se mudó con sus cuatro hijos a México y, en 1972 – hace exactamente 50 años – embarcó en un carguero rumbo al puerto vasco de Bilbao.

En la conferencia, su hijo, Michael Barkham, doctor en Geografía por la Universidad de Cambridge e investigador, relato  la biografía de esta notable investigadora: sus orígenes, su interés por los marinos vascos y sus investigaciones pioneras, que le permitieron hacer importantes descubrimientos archivísticos, históricos y arqueológicos.

Selma Huxley escribió una página inédita de la historia marítima mundial al historiar la primera industria ballenera a gran escala, establecida por los vascos en el siglo XVI en Labrador y Quebec: sus puertos, restos arqueológicos de sus bases y la presencia de galeones vascos hundidos en aquellos puertos, entre ellos el San Juan (1565).  Uno de estos enclaves vascos en Terranova es hoy en día Patrimonio de la Humanidad declarada por la UNESCO.

Huxley acabó reconstruyendo aquellas pesquerías - un capítulo nuevo de la historia de Canadá y del País Vasco - y, en 1981, el Gobierno de Canadá calificó su trabajo como "una de las más brillantes contribuciones a la historia de esta nación realizada en los últimos años". 

Sabino Arana Fundazioa le otorgó en la edición de 1998 uno de sus premios  “en agradecimiento a su concienzudo trabajo y su contribución a sacar a la luz la presencia vasca en Terranova”.